Si algo representa al mes patrio de mayo es el locro. De origen español, el locro no es otra cosa que un guiso con carne, calabaza y granos, un ingrediente autóctono con gran valor nutricional. A la hora de incluir granos, siempre se puede innovar o apostar a los clásicos.
Aquí algunas alternativas y sus propiedades.

+ Poroto colorado: son ricas en proteínas vegetales, fibras, vitaminas del grupo B, hierro y magnesio. Aportan hidratos de carbono complejos y energía, pero sin modificar el índice glucémico (como los azúcares refinados y harinas blancas). Poseen buenas dosis de calcio, para lo cual es recomendable consumirlos con unas gotas de lima o limón. Estimulan el crecimiento de bacterias beneficiosas para la salud. Paraevitar que se pongan duros, agregar la sal al final de la cocción. Pueden utilizarse en patés y dips, ensaladas y escabeches, y guisos, purés, sopas y mezclados con pastas.

+ Poroto negro: es un maravilloso antioxidante y depurador del organismo. Se recomienda en casos de estreñimiento, diabetes, obesidad, afecciones hepáticas, hemorroides, hipertensión y colesterol elevado, así como para el desgaste intelectual. Elegir los de piel brillante y sin arrugas. A la hora de prepararlos, se recomienda dejar en remojo la noche anterior, para mejorar su digestión, y cocinar en el mismo agua de remojo.

+ Poroto blanco pallarés:  son los más consumidos en el país, y neutralizan la acidez de estómago provocada por una dieta rica en carne. Son energéticos, proteínicos, mineralizantes y vitamínicos. Son muy recomendados para personas que realizan trabajos físicos e intelectuales, dado que reponen energías y sus proteínas favorecen el crecimiento. Suele utilizarse para realizar hummus (en reemplazo de los garbanzos) y también en sopas, guisos, ensaladas y todo tipo de preparaciones.<p>

+ Choclo amarillo: es un cereal muy importante para quienes padecen celiaquía, dado que no contiene gluten. Su gran contenido de fibra ayuda a una sensación de saciedad, y combate el estreñimiento. Aporta carbohidratos y es una excelente fuente de minerales. Debe su color a las antocianinas, grandes antioxidantes. Posee mayor cantidad de vitamina A y hierro que el maíz blanco.</div>

+ Maíz blanco roto: tiene como destino principal la obtención de harina para fabricar pan, aperitivos, tortillas y etc. Además, es muy apreciada para la producción avícola, dado que permite producir una carne blanca muy apreciada por el consumidor. Sus propiedades son similares a las del maíz amarillo.

+ Lenteja colorada: es ideal para personas con problemas digestivos, porque están desprovistas de la piel u hollejo típico de las lentejas. No necesitan remojo previo, basta con lavarlas en agua fría, y cocinar de 10 a 15 minutos (menos que las normales). Luego de cocinarlas, su color rojo se torna amarillento. Tiene hierro, zinc, selenio, hidratos de carbono, proteínas, vitaminas B1 y es una gran fuente de fósforo, manganeso y ácido fólico. Pueden aplicarse en cremas, sopas, purés y ensaladas.

Un commentaire sur “Locro de mayo

Deja tu comentario